Cómo encontrar el significado de la vida

La búsqueda del significado de la vida o el objetivo más elevado es lo que une a todas las personas. Si una persona se siente infeliz, entonces aún no se ha dado cuenta de lo que está viviendo. El objetivo más alto siempre nos espera más allá de las definiciones tradicionales de éxito.

Si la vida te parece aburrida y sombría, probablemente estés siguiendo la meta de otra persona, haciendo lo que la sociedad te dice. Y esto gradualmente destruye tu yo interior. Después de todo, la verdadera felicidad no es la recompensa, la fama o el reconocimiento. La felicidad es el camino dentro de ti.

Michael Ray, la persona más creativa en Silicon Valley, ofrece reglas para todos los días. Estas son actitudes internas que te ayudarán a encontrar el sentido de la vida. Siga cada una de estas reglas en una semana, y su vida será más significativa y más feliz.

1. Haz solo lo que amas hacer

Dedique tanto tiempo como sea posible a los casos que sean adecuados para estos criterios:

  • ligero y agradable, que no requiere esfuerzo;
  • inicialmente importante para ti;
  • que parecen naturales;
  • acelerando el transcurso del tiempo;
  • anticipado con impaciencia;
  • haciéndote sentir que la vida es hermosa;
  • que consideras que es el mejor del mundo;
  • Es un placer para el proceso de implementación en sí mismo, no porque esté a punto de completarse;
  • permitiéndole creer que contribuye al cumplimiento de su propósito de vida.

Determina qué es lo que amas hacer y trata de convertir tu vida en una serie de momentos dedicados a estas cosas. Puede ser cosas absolutamente ordinarias. Si te gusta sentarte y mirar las ventanas, mirar a la gente o ronronear algo en voz baja, no seas tímido, hazlo. Notarás cuán gradualmente tu estado de ánimo mejora.

2. Ama todo lo que haces

No es fácil llevar a cabo negocios odiosos y tediosos con interés. Pero puedes aprender este arte. Para empezar, intente evaluar casos poco interesantes en el contexto más amplio de sus objetivos. Por ejemplo, un estudiante puede considerar cierto curso como un paso necesario para el final de la universidad y la ocupación del caso al que tiene alma.

Otra forma de alegrar las cosas que no interesan es acompañar su realización con sus actividades favoritas. Por ejemplo, puede lavar platos o pintar paredes, escuchando su música favorita. Un informe aburrido para escribir en la naturaleza, envuelto en una suave manta.

Puedes jugar un juego con actividades no queridas: primero intenta realizar la tarea más difícil, deprimente y aburrida, luego pasa a la siguiente, menos tediosa. Resulta que cada tarea subsiguiente es una recompensa por el rendimiento de la anterior.

3. Percibe conscientemente tus sentimientos

Sé consciente de lo que te está sucediendo. Escriba sus sentimientos y disfrútelos, discútalos con sus amigos. Siempre pregúntese qué obtiene de cada tipo de actividad. No hagas nada así como así.

4. Actuar naturalmente

Cuídate a ti mismo ¿Cuándo te sientes feliz? Esto probablemente ocurra cada vez que actúas naturalmente, sin dudarlo. Incluso si esto te sucedió solo una vez, no olvides este sentimiento. Puedes llevarlo a otras situaciones. Esto te ayudará a disipar la ilusión de que no sabes cómo hacer nada y que no eres apto para nada. Cuanto más espontáneas sean las acciones en tu vida, más feliz eres.

Basado en el libro “The Highest Goal”